¡Velasco desbarató red de espionaje de la CIA!

FUNCIONABA EN CENTRO CÍVICO: HABÍAN INTERCEPTADO TELÉFONOS DE PALACIO DE GOBIERNO HASTA 1969

REDACCIÓN EL VOCERO

Apenas asumió el poder, el 3 de octubre de 1968, el general Juan Velasco Alvarado tuvo que enfrentar la presión y arremetida de los Estados Unidos de América.

No solo por la patriótica expropiación de los pozos y la refinería de la International Petroleum Company (IPC), sino por la decidida política nacionalista y anti-imperialista que ejerció Velasco en los primeros meses de su gobierno.

Una de las medidas de presión que montó EEUU. contra el Perú fue la aplicación de la famosa Enmienda Hickenlooper, a fines de 1968, por la cual sancionaba a los países que nacionalizaban empresas norteamericanas sin la debida “compensación”.

Con este pretexto, los EEUU se negaron a seguir abasteciendo con repuestos y materiales para nuestros barcos de la Marina de Guerra, que en su gran mayoría eran de procedencia norteamericana.

Velasco, en consulta con el alto mando de la Marina de Grau, decidió entonces tomar una medida radical: expulsar a la Misión Naval norteamericana del Perú.

EE.UU. MONTA RED DE ESPIONAJE

Velasco no descuidó la defensa nacional y de inmediato hizo negociaciones para adquirir fragatas y buques de guerra a Europa. Fue así como compró la fragata lanzamisiles “BAP Grau” a Holanda.

Tal medida digna molestó a Washington, quien no cejó en boicotear el proceso revolucionario.

Al poco tiempo, el gobierno de Velasco descubrió y ordenó desmantelar una oficina de la CIA en Lima, que funcionaba en los sótanos del Centro Cívico. Era un centro de interceptación telefónica, con lo cual espiaban a los miembros del gobierno peruano y al mismo Palacio de Gobierno.

Según narra el Vicealmirante AP José Arce Larco, apenas asumió su cargo, a inicios de 1969, fue informado que en el Centro Cívico “estaba funcionando una oficina de apoyo de inteligencia de los Estados Unidos”.  Al dirigirse de inmediato al lugar, encontró a tres norteamericanos y a dos oficiales de Marina peruanos. Al parecer, el local funcionaba bajo la fachada de una “oficina de apoyo de los EEUU con la Marina de Guerra”.

PARA ACCEDER AL INFORME COMPLETO SUSCRÍBASE A UNO DE NUESTROS PAQUETES ESPECIALES ENVIÁNDONOS UN CORREO ELECTRÓNICO A elvocerodeperu@gmail.com Y LE INDICAREMOS LOS PASOS A SEGUIR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *